En el templo

— Maestro.

— Sí, pequeño saltamontes.

— ¿Nosotros nos quisimos o no? Es decir, él y yo. O sea, cuando la gente se quiere

y se separa, eso duele y uno se escribe y llora y patalea. No sé algo hace, pero no la tiran

a una al tacho de la basura como una hoja con un garabato que no sirve.

— Pequeña, ¿Cuantos peces ves en el pozo?

— ¿Qué pozo maestro? No tengo idea, ¿Y de qué me sirve saber cuántos peces hay

en el pozo? Yo quiero saber si imagino cosas, como que tengo novios, amigos, amor,

dinero, talento o estoy puro hueviando aquí.

— Pequeña, ¿cuántos peces y de qué color son los que están en el pozo?

— Pero si aquí no hay ningún pozo, apenas hay un baño distinguidísimo swami y

no tiene peces ni sapos gracias a Dios, hasta donde yo sé.

— Pequeña, ¿cuántos peces, de que color y hacia dónde nadan dentro del pozo?

— ¡Y dele con los guarisapos! ¡Y a mí qué me importa, pelado infame, te estoy

diciendo que tengo un dolor del porte de una ballena, de una ballena asesina con

un arpón que le atraviesa la guata y le sale por la nuca, y está varada agonizando

en una playa llena de japoneses como vos que le quieren hincar el diente!, ¿do you

understand me? Fui lo sufi cientemente clara maestro?

— Pequeña, cuando hayas contado cuántos peces hay en el pozo, de qué color son

y hacia dónde nadan, sabrás el secreto de tu dolor y entonces puedes volver a dirigirte

a mí.

— (Se para el pelado y la deja frente a una enorme y muda estatua de Buda)

— Oh gran Buda, no puedo meditar, sólo quiero volver a follar con él, a sentir

su gusanito reptando en mi guatita, ¿seré obsesiva? Dime pedazo de sabia piedra,

¿Cómo podría yo conocer el sonido de sus células reproduciéndose?, quiero navegar

por su sangre y alimentarme de su plasma, recorrer las curvas serpentinas de su

adn, encadenarme a su estructura molecular para no separarme más, quisiera

descifrar la fórmula, la ecuación, la alquimia secreta que lo constituye para

luego reproducirla en mí y así no necesitarlo. ¿Sería eso un robo? Oh gran Buda,

¿cómo puedo desmaterializarme, teletransportarme hasta su corazón y vivir ahí,

quedarme en el hueco que forman dos venas gruesas cruzándose. ¡Dios, quiero

vivir ahí!, ¡dentro de él!, ¡quiero que se embarace de mí y que me lleve nueve meses

dentro de su panza, alimentándome de su aliento para luego nacer de nuevo, otra,

distinta menos fallida, menos agujereada! Oh gran Buda, dime, dime. ¡Quiero que me

alimente con leche sagrada, con mana primordial, con miel, que brote de sus pezones

peludos oro líquido!

— (La estatua sigue incólume, en tanto ella ha caído en un trance extático de

naturaleza divina)

— Oh Buda, quiero ser Shiva y tener como esposo a Shakty para chuparle la verga

todas las noches y todas las mañanas y ayudar así a crear el nuevo día con mi saliva y su

semen. Quiero tener como ocho pares de brazos para abrazarlo sin que se me escape y

bailar así con las ocho serpies tan sexi como ella baila.

— (Buda se triza)

— ¡Por tu ambición serás castigada!, dice una voz muda. (Se desprenden las partes

de la estatua y caen sobre abyecta).

— ¡Oh no, gran Buda! ¡No quiero ser castigada! ¡Retiro lo dicho! ¡No quiero

atrapar, digo abrazar a nadie con ocho brazos! ¡No quiero que Shakti se case conmigo!

sí chuparle la verga si el venerable me lo permite.

— (De pronto del suelo emerge una poza con agua y peces dentro de ella).

— ¡Oh, gran Buda! ¡Maestro! ¡Honorable Swami!, venid, venid, mirad, mi

ambición ha abierto un pozo en la tierra y ¡oh maestro!: ¡Veo peces! ¡Es el momento

en que puedo volver a ti maestro para que despejes la oscuridad que atormenta a

mi alma! Lo puedo ver claramente son cuatro peces de diferentes colores los cuatro y

están nadando hacia el Este, maestro, hacia el Este! ¡Veo el pozo que antes no existía!

Entonces maestro ¿Qué signifi ca?

— (Silencio).

To be continued.



de El soliloquio de la reina - Elizabet Neyra

8 comentarios:

Gi dijo...

qué bien escrito, por fis la continuación!! está buenisimo

Gi dijo...

o quizás debería comprarme el libro jaja justo estoy leyendo de estas cosas buscando donde meditar, me los mandó buda , besos

Gi dijo...

nunca puedo poner solo un comentario, por eso trato de no comentar jaja

Revista Pipí Cucú dijo...

bienvenidos tus comentarios gi
es bueno saber que seguis por ahi.
en realidad no se como sigue este texto. son tres partes y esta es la ultima.
en el libro termina asi
beso grande

A.- dijo...

UHHHH!!! que lo parió! me había enganchado malll...

como siempre, creyendo que voy a encontrar el sentido de la vida ja

muy bien hechito el texto eh?
buen corte.

saludos!

Colectivo cósmico dijo...

y ale raymond donde estas=?

eL hOmBrE dE La BoLsA dijo...

estoy en san marcos sierras maaaasi,
mañana me voy pa sta fe.
ya vuelvo che
abrazos grandes

Anónimo dijo...

Thanks for ones marvelous posting! I definitely enjoyed reading it, you're a great author. I will be sure to bookmark your blog and may come back from now on. I want to encourage one to continue your great job, have a nice holiday weekend!

Also visit my blog post; garden center coupons
My site :: garden centers